"Uno de los maridajes más simples y perfectos de nuestra mesa"

Pan sin aceite,
vida sin deleite