Un poema indio


“Así como en la semilla del ajonjolí hay aceite
y la chispa de fuego está en el pedernal,
de la misma manera vuestro Amado
reside dentro de vuestro propio cuerpo
Despertadlo si podeis
Cómo la pupila está en el ojo, así está el Creador en el cuerpo.
El tonto no conoce este secreto y da vueltas por el mundo
Buscándolo en vano.
Aquel a quien habeis tratado de encontrar en los cuatro extremos del mundo
Está dentro no podeis verlo porque vive
Tras el velo de la ilusión”

Kabir Sahib