Ser feliz quizás no sea tan dificil. De vez en cuando podríamos hacer lo que nos pedía el asno es su plegaria…decía “soy el único ser del mundo que es feliz con su suerte y no busca otro lugar, os ruego señores que de vez en cuando hagais como yo, seréis felices”
A menudo nos identificamos con nuestros defectos para no avanzar o nos enorgullecemos con nuestras virtudes para juzgar a los demas, pero esto es mucho más complicado que disfrutar de lo que tenemos…Quizas no sea miedo al fracaso lo que tenemos sino miedo a ser felices. Mientras tanto la vida se nos va porque olvidamos cuidar nuestro lugar en ella.